Postre cinemático: Guardianes de la Galaxia










Como saben los que me conocen o son lectores asiduos, activos o adictos a este blog (los amo quienes sean), para mi las películas de ciencia ficción son bocadillos de banquete, glaseados, rellenos, azucarados, lo más delicioso entre lo delicioso y además, inevitables de repetir.

El fin de semana fui, en compañía de dos de mis grandes amigas, a ver Guardianes de la Galaxia, film basado en el comic del universo Marvel que lleva el mismo nombre. Nos soy tan fan de leer comics, así que no mentiré: nunca había escuchado antes de esta franquicia. La película fue una gran sorpresa, la cantidad correcta de humor, acción, romance y por supuesto TONELADAS de concept art, que es lo que hoy me lleva a dedicarle un post en el blog.

A grandes rasgos la historia trata de un niño que momentos después de que su madre fallezca es secuestrado por una nave espacial y llevado -suponemos- a un lugar que parece ser una galaxia distinta a la nuestra. Este "terrano" llamado Peter Quill, es adoptado por una especie de piratas intergalácticos llamados los Saqueadores, de los cuales de adulto hace parte orgullosa y diligente. En uno de sus saqueos programados es enviado a un planeta en ruinas a robar un orbe, sin embargo no es el único detrás de esta pequeña esfera y se ve atacado en medio de la misión. Al parecer dentro del orbe se encuentra algo muy importante que de caer en manos equivocadas puede ser un arma para destruir razas alienígenas enteras. En medio de su intento por vender el orbe a un intermediario, se ve interceptado por un dúo de caza recompensas compuesto por un árbol animado, un mapache parlante (y muy bélico), y la hija de Thanos, villano y principal amenaza para el universo.

Los entornos son muy variados, desde planetas completamente desolados y helados, hasta colonias mineras dentro de esqueletos gigantescos. Si son amantes del diseño conceptual de vehículos, armas y ciudades, esta es su película.

Viniendo de Marvel, no podíamos menos que esperar al mejor equipo en concept art y dirección de arte. Es lindo encontrarse con las personas que hacen esto por que son superestrellas en sus gremios, han trabajado en innumerables películas galardonadas específicamente en estos campos.

En el caso del concept art tenemos como director general a Charlie Wen, un joven chino que emigró a Estados Unidos desde Taiwan en los años 80. Vivió muchos años en Indiana y estudió en el Wheaton College. Dentro de la extensa lista de cosas increíbles que este chico ha hecho esta el diseño conceptual de God of War, Thor, Capitan America, Los Avengers y Iron Man.

Al otro lado del ring tenemos a Virgine Bourdin, directora de arte de origen francés que estudió Comunicación Visual en ESAAT School of Art, se especializó en Arte y Comunicación en la UVHC University y de allí saltó, a través de pequeñas comisiones en series animadas, a la pantalla grande. Y grande es GRANDE, entre los títulos que ha trabajado como directora de arte se destacan Prometheus, la franquicia de X-Men, Narnia, Harry Potter, El principe de Persia, Furia de Titanes, entre muchas muchas otras.

Las imagenes en este post son ilustraciones de Charlie Wen,  Stephan Martinere (a quien ya he reseñado en este blog con mi post de Total Recall y es conocido también por I. Robot, 300, Tron y Star Wars), y Andy Park, cuyas comisiones van desde Tomb Raider hasta Capitán America.

Esta super recomendada la película, que además de tener un arte *maravilloso*, tiene la banda sonora más sabrosa del mundo: puro hard, glam, soft rock y funk de los 70's. Incluye temas de The Runaways, Blue Sweede, David Bowie, Jackson 5 y Marvin Gaye. Mención especial para Rocket el mapache y Qroot, que hacen de esa película... "La película".

A continuación les dejo los links a los portafolios de estos genios para que se empapen de su trabajo:
Stephan Martinere: http://www.martiniere.com/


Aqui les dejo el trailer y el soundtrack.
Besos y porfavor véanla! Me cuentan como les va.




Comentarios

Artículos populares