miércoles, 31 de octubre de 2012

Especial de Halloween: Violeta, la pescadora del mar negro







Bienvenidas sean otra vez todas las delicias, frivolidades y monstruosidades del Halloween. Así como los Simpsons, yo también tengo mi especial de Noche de Brujas en el que me dedico a buscar material animado que les genere las peores pesadillas y temores a aquellos que me leen en tan añorada fecha (mejor que la Navidad).

Estuve buscando el video perfecto para llevar mi cometido a cabo y me encontré con esta perversa y enferma joya del terror español: Violeta, la pescadora del mar negro. Un cortometraje animado en stop motion en donde, en una casa aislada cubierta en hollín, conviven una niña, su madre moribunda y su abuela ciega. En un principio la protagonista parece ser la más cuerda de la historia, sin embargo, es cuando se interesa en un vecinito desconocido donde todo se pone bien freak.

La animación, cochina, tétrica, psicópata y enferma es perfecta para narrar esas escenas escabrosas y las relaciones espeluznantes, posesivas e infantiles que existen dentro de la trama. Es específicamente macabra en cuanto a las miradas y gestos logrados en los personajes. Además la edición de sonido le aporta mucho: regurgitar, derramar, vomitar, expulsar, torturar, machacar o arrullar están dentro de los verbos sonoros que recuerdo haber identificado en el corto.

Los creadores de este grotesco cortito son Marc Riba y Ana Solanas, cuyo historial de animación en stop motion es amplio, diverso, pero sobretodo sorpresivo y muy entretenido. Ellos, que emprendieron a ciegas la creación de un estudio que se dedicara al stop motion solamente (I +G StopMotion), han recibido las mejores criticas sobre sus trabajos y viajado con ellos a distintos festivales en Francia, Canada, Italia, Portugal, Rumania, Estonia, Alemania y Turquía, donde han cosechado múltiples premios y menciones honoríficas. Su secreto, según ellos, recae en la continuidad de sus trabajos, la conservación de su estética y la originalidad de sus historias. Además reconocen al stop motion como un arte que se esta extinguiendo, lo que le aporta un valor extra a sus trabajos que se aferran a esta técnica tradicional.

Como tip chevere les cuento que los personajes se hacen en madera tallada y plomo cubierto en latex. Los entornos también son diseñados y fabricados enteramente por ellos (lo que me hace pensar que tienen unas mentes muy pero muy oscuras). 

Aquí les dejo la pagina web del estudio para que le echen ojo a los otros cortos que tienen y también una entrevista a los animadores en donde pueden conocer mucho más sobre ellos. Pero primero, primero vean el corto de Violeta y aterrense.

Espero que tengan las peores pesadillas y me las cuenten, toditas.



martes, 23 de octubre de 2012

Game of Thrones Vol.3 _ Arya Stark


Volví con GOT! Ya se, abandone el proyecto un tiempo, no tuve tiempo para seguir, estoy retomando y que mejor forma de hacerlo que con Arya Stark, otro de mis personajes favoritos. Chiquita, peliona y poco glamurosa (¿a quien me recordará?). Aquí les dejo el playlist que armé para este personaje, espero les guste, comenten y compartan. 

Besos. N.

Rebel Girl by Bikini Kill on Grooveshark
Bad Reputation by Joan Jett on Grooveshark
Born To Be Bad by The Runaways on Grooveshark
Wolf And I by Oh Land on Grooveshark
Oblivion by Grimes on Grooveshark
The Wolves by Ben Howard on Grooveshark
Bang Bang Bang Bang by Soho Dolls on Grooveshark
When I Grow Up by Fever Ray on Grooveshark

lunes, 22 de octubre de 2012

Ray Caesar: Siniestro Niño Interior






















Cuando MySpace era el Facebook de ahora, yo conocí a Ray Caesar. Para ese entonces no tenía éste blog, pero desde ese día sigo su trabajo como una gran fan/stalker, por eso hoy le dedicaré este post.

Con él fue amor a primera vista, algo de genial y demente tiene su trabajo: inocente, oscuro, plástico y perverso, todo empaquetado en figuras infantiles que rondan habitaciones con muebles Luis XVI. Mini María Antonietas enfundadas en vestidos rococó que se desvisten o se admiran sus monstruosidades frente a tocadores dorados, niñas que no son inocentes, bebes que no son adorables, todo lo contrario, perturbadores. 

Éste artista nacido en Inglaterra y criado en Canadá inicia su biografía así: “Nací en Londres, Inglaterra, el 26 de octubre de 1958, siendo el más joven de cuatro hermanos y para gran sorpresa de mi padre, nací perro. Este acontecimiento desafortunado pronto fue aceptado por mi familia, y nunca ha sido mencionado otra vez en presencia de educadas compañías. Tuve una juventud estrepitosa, como era natural en mi raza, pero demostré un gran interés por las Artes y dibujé cuadros incesantemente en cualquier cosa, incluyendo paredes y suelos de cualquier sitio de nuestra pequeña casa. Después de ciertos apuros con vecinos intolerantes, convencieron a mi familia para trasladarse a Canadá, y no pasó mucho tiempo para que la ciudad de Toronto se convirtiese en nuestro nuevo hogar. Ahora vivo en una casa de ladrillo con mi maravillosa esposa Jane, y un coyote llamado Bonnie. Me gusta comer aguacates y ya no me importa realmente ser un perro" 

Así, con un humor muy propio, Caesar compone un mini universo surrealista, complejo y claramente pop que lo ha puesto en la cima de la ilustración contemporánea, sus obras de aura inquietante llenan galerías internacionales y coronan portadas de revistas renombradas como JUXTAPOZ y HI FRUCTOSE. Se repite constantemente a sí mismo y a quienes se interesan en su trabajo que NO pinta niños, pinta las almas humanas y ocultas dentro de nosotros mismos, lo que realmente somos y las contusiones, anhelos, fantasmas y traumas que llevamos dentro.

Antes de dedicarse a hacer su arte propio, este artista trabajo en la productora GVFX en Toronto, en donde hacia los efectos especiales y diseño conceptual de una serie llamada Total Recall 2070 (ya se! no se emocionan al ver que todas las cosas maravillosas convergen en Philip Dick y sus novelas???) A raíz de eso  lo nominaron a un Emmy y perfeccionó su técnica de modelado 3D en Maya, la cual usa para la composición de sus obras personales. Empieza modelando toda la escena como una escultura digital, luego la colorea, rellena y completa usando texturas foto realistas. En su pagina web, Caesar explica algunas de sus obras paso a paso, lo cual es muy rico de ver.

Es consciente de que su obra no es para todo el mundo, pero lo que más le sorprende es que sea considerada arte. Para él es un proceso comunicativo entre su consciente y su inconsciente, una forma de sanar traumas que tiene desde la niñez, exorcisar la pena que le causo la muerte de algunos de sus seres queridos, la frustración de haberse dedicado mucho tiempo a hacer cosas que no quería hacer (como trabajar en el Hospital de Niños Enfermos en Toronto) y de transmitir el deseo profundo de vivir su vida cada día, con sus cielos y sus infiernos. Un excelente ejemplo a seguir para sacar lo mejor de situaciones oscuras.

Les dejo los links a su trabajo para que lo vean y se perturben un poco. Su recorrido es muy amplio y sus obras, un montón. Espero las disfruten.

Besos al niño interior.

lunes, 15 de octubre de 2012

El amor de Supakitch y Koralie




























Historias de amor colaborativo, colorido e intenso no son lo que necesito en mi domingo solitario. Pero me reconfortan, un poco supongo, frente al llanto que me produce ver Pocahontas en canales nacionales en el "Día de la raza" y otras cosas varias, como que ella le prometió amor eterno a John Smith y en la segunda parte se metió con otro tipejo. Whatever. 

La historia de hoy es sobre esta pareja de artistas franceses, Supakitch y Koralie. Yo estoy un poco enamorada de ellos, un poco no, MUY enamorada (¿que tal que me consiga un novio que quiera ir a rayar paredes conmigo y tenga siempre las manos bien sucias como yo? Así si fantaseo). 

L'amour de esta dupla de esposos se refleja en las cosas que hacen juntos, todo lo que crean es mágico, como un portal temporal a un mundo chino futurista en donde todos los templos y montañas crecen sobre el lomo de algún zorro silvestre. Ambos eran famosos antes de conocerse, Supakitch tenía gran reconocimiento como muralista, tatuador y diseñador gráfico para marcas de skateboard, tiendas de discos, fashions stores, etc. Se le recordaba por el uso recurrente de animales, montañas verdes coronadas por templos, puentes colgantes y nieve. Koralie a su vez se hizo famosa por sus ilustraciones de geishas majestuosas, con kimonos florales, tocados tradicionales, cordones dorados y sandalias de madera, una estética muy kawaii- pop. En su caso, trabajo durante mucho tiempo en muros, en publicidad impresa, ropa, zapatos y hasta muñecos.

Esas preferencias y gustos por la estética japonesa pop y clásicos de esa cultura como Candy, Mazinger Z  o el Ukiyo-E los llevo a conocerse y enamorarse en el 2001, y como Koralie cuenta, fue el más hermoso encuentro que alguna vez hayan tenido en sus vidas. Compartían, sorpresivamente, las mismas pasiones y metas, por eso decidieron convertir su arte conjunto en una empresa de la que pudieran vivir y casarse para rematar con lluvia de arroces.  

Así como en la vida real  los dos artistas se unieron en matrimonio, también lo hicieron en la ficción sus personajes distintivos; Supakitch con su zorro de chaqueta de tweed y corbatín y Koralie con su geisha de trenzas y yukata estampada e infinita. Juntos tienen el aspecto de dioses teriántropos de alguna religión postnuclear que dominan una nación aérea, mística y multicolor. Esa forma de complementarse y crear con sus alteregos protagonistas una narrativa new-ancestral divina y compleja es lo que genera el éxito abrumador de sus obras. Verlos en acción es lo más cautivador que se puedan imaginar, nada más hay que ver los videos de los procesos de sus murales para enamorarse y no parar de amarlos nunca.

Sus comisiones más famosas incluyen dos portadas para los discos de Emilie Simon: Big Machine y Dreamland (que si no los han oído  deben hacerlo por que son perfectos), un mural en el museo de Gotemburgo, Suecia con motivo de la exposición "Kimono Fusion" y los murales del Museo del Juguete en México. Además tienen una marca de ropa llamada METROPLASTIQUE en la cual hay diversidad de prendas estampadas con los icónicos personajes de la pareja. Actualmente están radicados en Nueva York y tienen dos hijos.

Si alguno de ustedes como yo, esta un poco deprimido por esta historia de amor perfecto, vean los videos que les dejo aquí abajo, se les quita el desazón jaja, lo prometo. Aquí les dejo los links a las respectivas paginas de los artistas en las redes sociales, el portafolio de Koralie, que como buena esposa también incluye el trabajo de su marido, y en link a su marca de ropa. 

Muchos besos, y que viva el amor...si si. 



What KORALIE Wants from DAKINE EUROPE on Vimeo.


SUPAKITCH et KORALIE from Filmaciones de la Ciudad on Vimeo.



Romance In Plastic Minor from SHOOT THE BOSS on Vimeo.